Multimedios Genesis Multimedios Genesis

VIVO1

La Resolución 170 del Inym prevé un crecimiento ordenado, regulado y equitativo para todos, desalienta la sobreoferta de yerba mate y evita una crisis social

Así lo afirmó el gobernador Oscar Herrera Ahuad quien consideró “muy importante” resaltar la fortaleza que tiene la provincia en las pequeñas y medianas empresas “y sobre todo el pequeño y mediano productor misionero”. Agregó que fue lo que permitió en el tiempo de pandemia afrontar “con muy buenos resultados” la matríz productiva de Misiones.

Provincia 21 de julio de 2021 Redacción Redacción
314410_grande

“Hemos podido sostener productores primarios con procesos de elaboración intermedia, tanto en la actividad tabacalera, forestal que es una de las que más explotó en materia productiva y de agregado de valor y por sobre todo la actividad yerbatera”, apuntó en declaraciones a Canal 12.

En tal sentido, sostuvo que este último renglón productivo de la provincia estuvo sostenida fuertemente en todo este tiempo por el pequeño y mediano productor yerbatero. “Ha logrado que el impacto de la pandemia en la cuestión social económica y microeconómica de la familia productora misionera se mantenga a lo largo de todo este tiempo, haya crecido y haya aumentado”, afirmó.

Herrera Ahuad indicó que por eso desde el Gobierno provincial acompaña el cuidado y la protección del pequeño y mediano productor “sin descuidar al gran productor que también es quien ayuda y acompaña a la cuestión del crecimiento y desarrollo de nuestra economía”.

Seguidamente, el primer mandatario provincial comentó que en este tiempo en que se discute sobre la Resolución 170/21 aprobada por el Inym el 17 de junio “que desde el Gobierno provincial hemos acompañado porque entendemos que de esa manera estamos cuidando a nuestra pequeña y mediana industria”.

 
Además, observó que también el gran industrial, a lo largo de este tiempo, va a tener la posibilidad de seguir generando aportes y recursos en forma ordenada “y que no sufra el impacto a lo largo de todo este tiempo el mediano y pequeño productor que ya de por sí ha estado en la primera línea de trabajo en las colonias, en los diferentes pueblos de la provincia”.

El Gobernador recordó que desde el 22 de junio está publicada en el Boletín Oficial la Resolución 170 del Inym que habilita la plantación hasta 5 hectáreas por año y la renovación de hasta el 2 por ciento de lo ya plantado a partir de enero de 2022.

“Esta medida fue solicitada al Inym por las entidades, sobre todo las que representan a los productores tanto de Misiones como de Corrientes. Y es una Resolución con un amplio respaldo de todos los sectores porque involucra a toda la cadena productiva, no deja afuera absolutamente a nadie e inclusive cuida la tarea de los tareferos y las cooperativas” del sector, destacó.

Herrera Ahuad explicó que tal Resolución lo que busca es evitar una crisis social. “Misiones ya tiene experiencia con los años de esta crisis social y económica que muchas veces ocurre por sobre oferta de hoja verde. Y con esta Resolución se permite un crecimiento ordenado, paulatino de la materia prima. Esto hace que brinde condiciones para el arraigo de la familia rural, la generación permanente de mano de obra”, consignó.

 
En tal sentido, señaló que si bien la industrialización y la mecanización de los diferentes productos se va a imponer con el tiempo “hoy la generación permanente de mano de obra de nuestros cosecheros contribuye a la dinamización de la economía. No solo en la macroeconomía de Misiones sino también en cada uno de los municipios”.

Resaltó que desde el Gobierno provincial se alentó a través de las políticas públicas a salir del monocultivo. De cultivar solamente tabaco o yerba mate y tener una diversificación productiva.

“El productor misionero se ha diversificado y nosotros debemos cuidar esa diversifación. Y queda muy lejos eso de que esa Resolución (del Inym) prohibe las plantaciones y destruye la capacidad productiva. Sino lo que hace es prever un crecimiento ordenado, regulado y equitativo para todos”, aseveró.

Según analizó, favorece tanto a pequeños, medianos como grandes productores yerbateros “y que a su vez puedan de esta manera ir incrementando su superficie de acuerdo con las demandas que va teniendo el mercado y no hacer una sobre oferta de un año para el otro y que después tengamos inconvenientes y tengamos una crisis social importante en la provincia a raíz de una decisión que muchas veces puede favorecer a unos pocos y desfavorecer a prácticamente el 70 por ciento de los pequeños y medianos productores de yerba mate”, puntualizó Herrera Ahuad.

Te puede interesar

Lo más visto

Newsletter