Multimedios Genesis Multimedios Genesis

VIVO1

Esta es la razón por la que el Coliseo Romano estuvo lleno de agua varias veces

Curiosidades 20 de abril de 2021 Redacción Redacción
coliseo-romano

El Coliseo se llenó varias veces de agua para hacen recreaciones dramáticas de batallas navales, durante el Imperio Romano.
Carreras, luchas de gladiadores e incluso de recreaciones de victorias navales romanas. El Coliseo fue escenario de diversos eventos durante el esplendor del Imperio Romano. Este anfiteatro fue una parte fundamental del entretenimiento público, siguiendo la locución latina panem et circenses —famosa entre las élites en el poder—, que se traduce como Pan y circo.

Incluso entonces, el espacio podía contener a 50 mil espectadores que ansiaban espectáculos sangrientos. Hoy en día, el Coliseo sigue siendo el más grande del mundo, y se conserva como un ícono de la ciudad de Roma desde su construcción en el año 70 de nuestra era. La obra terminó diez años después y, para festejar, el César Tito declaró un centenar de días con espectáculos ininterrumpidos.

Escenario de batallas navales

 coliseo-romano-batallas-navales
Con 65 mil asistentes por evento, se uso por casi cuatro siglos como escenario para ver morir a esclavos y héroes por igual. Se tiene registro de que casi 1 millón de animales perdieron la vida en el anfiteatro.

Así como fue utilizado para ejecuciones públicas, los romanos representaban sus victorias militares en el Coliseo. En estos eventos, se daba comida gratis a todos los visitantes, para festejar los triunfos del Imperio. Quizá uno de los más espectaculares fue, sin lugar a dudas, las batallas navales escenificadas sobre la plancha inundada.

Se les conoció como naumaquias, y comenzaron durante el gobierno de Julio César, en el año 46. La primera de ellas, sin embargo, no se llevó a cabo en el anfiteatro propiamente, porque todavía no existía. En lugar de eso, el Cesár pidió que se excavara una cuenca en las proximidades del río Tíber.

En este primer evento, dos mil esclavos lucharon entre sí montados sobre barcos reales. Con la fuerza de cuatro mil remeros, la simulación tuvo alcances muy similares a una batalla real. Después de estos primeros intentos de Julio César, las naumaquias tuvieron un éxito y aceptación entre el pueblo nunca antes visto.

Naves especialmente diseñadas para las escenificaciones


Oficialmente, la primera batalla naval orquestada en el Coliseo data del año 80, como parte de la ceremonia de apertura de la arena. El emperador Tito ordenó que, a la manera de Julio César, el anfiteatro se llenara de agua. Así, logró llenar el espacio con barcos especiales, diseñados para maniobrar en las aguas poco profundas.

Aún hoy, los historiadores no tienen idea de cómo se lograba recrear estos enfrentamientos marítimos. Se piensa que las naves utilizadas eran réplicas a menor escala de los barcos romanos reales.

Te puede interesar

Lo más visto

Newsletter